Seguidores

sábado, 13 de noviembre de 2010

al entrar en la cama...

Sigo cerrando los ojos para buscarte en el laberinto de perfume que abandonaste entre las sábanas

video

betty davis-antilove song

10 comentarios:

  1. PROMETO:
    Los aromas es lo más personal y lo más inasible de la persona amada.
    Salu2.

    ResponderEliminar
  2. Hay que lavar más las sábanas Prometeo.....jajaja.....

    ResponderEliminar
  3. Qué bonito y doloroso. No es por desanimar pero es imposible olvidar ese perfume que un día nos envolvió, no sé, tal vez habrá que dar la vuelta en la cama abrir los ojos y ver que la vida sigue...
    En fin, es lo que hay.

    Besitos.

    ResponderEliminar
  4. Dyhego...lo has definido genial...

    Carpediem...cambio las sábanas una vez por semana, está mas o menos bien no? :)

    campoazul...la vida sigue y los perfumes son diferentes, una primavera en otoño...

    ResponderEliminar
  5. Siento que no entendieras mi broma....Una vez en semana esta estupendo. Superas la media.

    ResponderEliminar
  6. carpediem...si la he pillado por eso sonreí :) al final del comentario...supero la media? pues más de una semana ya es mucho no? y yo que pensaba que era más bien vago jajaja...

    ResponderEliminar
  7. fu(n)ck!! no son los ojos de bette, pero tampoco era tuerta esta, oye. GREAT!

    ResponderEliminar
  8. Es curioso como a veces por mucho que el olor nos encante, el sabor nos desagrada. xDD

    Paranoias mias xD


    Saludoss! :D
    PD: Puede que el problema sea el colchon...

    ResponderEliminar
  9. Yo hago lo mismo. Es increíble la de sensaciones que puede provocar un olor, sobre todo si descansa sobre las sábanas de tu cama.
    Un beso.

    ResponderEliminar
  10. raúl...no era tuerta y que voz oiga...

    Natalia...si el problema es el colchón es fácil de solucionar, si el problema es el sabor de los besos no tengo solución...

    Charlotte...tú lo has dicho...es realmente increible, pero hay personas que tienen una magia especial que las hace aparecer con sólo el recuerdo de su perfume...

    ResponderEliminar